¿Podemos perfumar a nuestras mascotas?

Facilitar la convivencia dentro del hogar atenuando el “olor a perro”, o dar un toque de glamour al can son algunas razones que llevan aplicar perfumes y colonias a estas mascotas.

Según Paula Morales, médico veterinario del laboratorio Drag Pharma y especialista en dermatología, las razas caninas más perfumadas por sus dueños son aquellas de menor tamaño que viven dentro de departamento, como Poodle, Yorkshire, chihuahua, Pug, Pomerania, Bulldog Francés y Westy.

“Habitualmente las personas aplican fragancias porque quieren proyectar su propio estilo de vida en los animales que viven con ellos. Si la dueña o el dueño se aplica perfume, quiere que lo mismo use su mascota”, afirma.

En la actualidad, hay perfumes y colonias caninas con diferentes fragancias, que pueden asociarse a un estilo, como herbal, amaderada (con lavanda y romero), floral y frutoso (con rosa, flor de albaricoque, lila, lirio y sándalo», o más mixtos (con madera, con toques florales, y aroma a melón y berries).

“El perfume tiene una función estética pues otorga un aroma agradable a la mascota, pero no debe sustituir la higiene”, advierte la experta.

Y añade: “Los perfumes son una alternativa para disimular olores poco agradables, como el olor a humedad que se instala en el pelaje del perro en invierno, especialmente luego que lo sacan a pasear. Aplicar perfume, permite enmascarar ese olor a humedad”.

Sin embargo, el perfume no sustituye el baño ni enmascara el olor en razas seborreicas, cuya piel produce más grasa como es el caso de los perros Basset hound, Bulldog, Cocker spaniel y Yorkshire. “En estos casos, para combatir el mal olor hay que bañar al perro mínimo dos veces al mes en invierno y una vez a la semana en verano con champúes especiales para eliminar el sebo. Y después se puede aplicar la fragancia con fines estéticos”, asegura.

Dónde aplicar

Al aplicar un perfume o colonia en un perro, la experta aconseja:

  • Usar exclusivamente fragancias formuladas para perro, y nunca aplicar perfume para humanos pues estos últimos son para una piel de pH más ácido y podrían producir dermatitis alérgica en el perro.
  • Para una mayor fijación o duración del aroma, se recomienda aplicar en axilas e ingle del perro, porque ahí tiene menos pelaje y el aroma será mejor absorbido por la piel. También se puede aplicar en el lomo, y nunca rociar en la cara ni oídos.
    Cabe destacar que un perfume para perro puede tener una fijación de ocho horas y la colonia de tres horas.
  • Es infrecuente que un can presente reacción alérgica a una fragancia formulada para perro, pero igualmente es aconsejable observar si luego de aplicar el perfume o colonia el perro se rasca o presenta algún cambio de comportamiento.
Comparte

1 comentario en “¿Podemos perfumar a nuestras mascotas?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *